Antibirth: Drogas, UFO & Chloë Sevigny

Antibirth: Drogas, UFO & Chloë Sevigny
21 junio, 2017 David Basilio

Siendo el primer largometraje del director Danny Perez, mejor conocido por su colaboración como director de ODDSAC un álbum visual lanzado en 2010 por Animal Collective, Antibirth se arriesga con un tremendo mash up de influencias: Gore, Trash, Sci-Fi, Horror, Comedia, Suspenso, etcétera; este híbrido americano es un producto del 2016, y qué mejor época para crear un epílogo de una generación de cineastas y películas que circundan los limites de las adicciones, el cine de autor, la estética visual más moderna y los temáticas más provocadoras. Rastros de Doom Generation y por mucho Mysterious Skin de Gregg Araki, se diluyen bajo la temporalidad propia de Harmony Korine, personajes de la generación X en su máximo esplendor casi salidos del mundo slacker y confundido de Richard Linklater, claro todo en colores saturados y neon como dicta la tendencia.

Antibirth también es una película de droga, dealers y slackers, que si bien no es el tema principal, porque no hay tema principal, en definitiva es propositiva dentro de la semántica de un género que acumula filmes de gran culto inamovibles del alto pedestal en que los gustos contemporáneos especializados o comerciales los han colocado: Trainspotting (el clásico de ayer y hoy), Spun (por mucho la mejor película de nuestro siglo XXI sobre el universo de las sustancias adictivas), o Requiem (sobrevalorada pero con un OST excelente).

 

 

Nos enfrentamos a una historia mutante y por tanto inesperada, las protagonistas Natasha Lyonne (Lou) y Chloë Sevigny (Sadie) son integrantes de la clase lumpen de una sociedad aún más decadente, adictas encalladas en el limbo del vicio, el tráfico de drogas, la prostitución y la paranoia. El embarazo no deseado de Lou marca el comienzo de la historia que parece dirigirse a un drama psicológico con tintes sociales, ¿quién es el padre? ¿cómo se embarazó? ¿ha sido violada? Esta búsqueda ya nos pone en otro rubro cinematográfico hasta que los tintes paranormales empiezan a destellar entre dinámicas secuencias de efectos especiales dando otra vuelta de tuerca.

 

 

La televisión y los flashbacks son esenciales en el film, la primera funciona como un personaje vidente, una voz que fortalece cada escena o bien una herramienta para hacer transiciones, lo segundo puede ser parte de un estilo pasado de moda, un lugar común en la narrativa pero es la entrada a un nuevo giro en Antibirth, la memoria rota da cabida a cualquier tipo de conjetura como las conspiraciones militares, la secreta experimentación farmacológica, los misterios sobre las abducciones y el contacto con seres de otro planeta, temas tan característicos del imaginario de la nación dirigida por Donald Trump.

 

 

Antibirth es desagradable, un tanto asquerosa y simbólicamente tétrica, habrá quien la considere una analogía del cáncer social que representan las madres adictas que tienen hijos adictos, una satírica visión en pro del aborto, o simplemente otra absurda cinta Serie B, tal como la cataloga la crítica hecha por Ken Jaworowski para el New York Times, en su articulo habla del film como una pesadilla insufrible: “mind-numbing dialogue and incoherent plotting”, y puede que tenga razón, pero este tipo olvida que la vida que es la sustancia del cine, no es siempre inteligente o intelectualoide, lineal y mucho menos coherente. No podemos esperar todo el tiempo diálogos apoteósicos como los de Zulawski o Schroeter, académicos como los de Kluge o poéticos a lo Jarman. No apreciar el valor del mix y la ligereza que abunda en Antibirth es aferrarse a una secta naturalista de historias lineales y lógica dogmática, es quedar enterrado en los cambios “bruscos” y “sin sentidos” de Godard y el refinado costumbrismo de Rhomer.

La conclusión es personal pero sin duda alguna tienes que darle una oportunidad. Y si tal vez no te llamó la atención todo lo dicho, siempre queda apelar a la última carta; “El fanatismo”, ver bailar a una drogadicta Chloë Sevigny con un track de Suicide en un ambiente de misterios UFO es y siempre será un buen motivo para ver esta película.

 

The following two tabs change content below.
David Basilio

David Basilio

David Basilio

Latest posts by David Basilio (see all)

David Basilio